Perro grande o perro chico

Fernanda Figueroa cuenta por qué el tamaño importa tanto a la hora de elegir un perro. / (cc) Flickr.com/AmazonCARES

Nunca he tenido la opción de escoger un perro. La única vez que tuve uno, vivía antes que yo en la casa, así que es casi como si él nos hubiera escogido a nosotros. Me gustaría alguna vez tener la oportunidad de elegir yo mi perro, aunque soy una persona gatuna por definición. Pero antes de escoger incluso la raza, hay una pregunta importante: ¿Perro grande o perro chico?

En general me gustan mucho los perros grandes. ¡Pero grandes grandes! Me gustan los Gran Danés, los San Bernardo, los Boyeros, Rottweiler, Alaskan, Terranova, etc. Me encanta la idea de tener un perro que me defienda y que sea un poco rudo con todo el mundo, menos conmigo. Aunque claro, llevarme a una seudo bestia al parque y estar todo el tiempo preocupada de que se agarre con otros perros, no me simpatiza tanto.

Quiero un perro rudo cuando yo lo necesite, pero amistoso cuando nos sintamos los dos seguros.
Pero los perros chicos también me gustan, el Dachshund es gracioso, y el Pug es cool, el Beagle es adorable y el Basset Hound me inspira una ternura tremenda. Habiendo tantas razas ricas y tan distintas entre ellas, Qué será mejor?

Hay muchas cosas que considerar:

  • El espacio que tendrá tu perro: si vives en casa o en departamento, si tendrá patio o si te comprometes a sacarlo a pasear todos los días.
  • Si tu perro tendrá mucho contacto con niños.
  • Cuánto piensas gastar en su alimentación.
  • Si estará cerca de otras mascotas.
  • Si te molesta mucho que ladren.

En el sitio de Purina existe una herramienta muy útil, que a través de estas preguntas y otras más, te entrega una lista de razas que se acomoden a lo que estás dispuesto a entregarles. Usándola puse que quería un perro pequeño y no tan ruidoso, que pueda vivir con un gato y que gaste poco en comida. Las opciones que me gustaron fueron las siguientes: Cocker Spaniel Inglés, Terrier Australiano, Terrier Blanco y Spaniel Cavalier.

De todas maneras, cuando tenga mi parcela gigante, tendré gatos, perros chicos y perros grandes, y elegir no será un tema. Por mientras, con un departamentito de juguete, perro chico no más tendrá que ser.

powered byDisqus