Algunas maneras de pedir sexo sin decirlo

Porque a veces no es tan fácil decir "vamos a hacerlo" con todas sus letras

Tener ganas de un delicioso round de sexo no es un antojo tan fácil de satisfacer como cuando mueres por una rebanada de pastel de chocolate, y en gran parte se debe a que no depende solo de ti que la magia bajo las sábanas comience.

Dependiendo de la comunicación y qué tanta confianza hay con tu pareja, es más o menos fácil hacerle saber a la otra persona que lo que quieres es un rato de acción, pero independientemente de si eres el hombre o la mujer, a veces no es tan fácil decir las cosas con tanta soltura.

Lo bueno es que existen algunos trucos que pocas veces fallan y que gritan un "QUIERO TODO CONTIGO" sin tener que decirlo explícitamente.  Toma nota:

1. Frases como "No tengo sexo desde la caída del muro de Berlín" probablemente no ayuden mucho con la causa, pero algunas otras indirectas sí. Pláticas donde toques el tema de lo maravilloso e intenso que es el sexo o cómo te encanta sentir que acaricien la espalda así como la típica "no hay nada mejor que el sexo antes de dormir... y temprano por la mañana ¿no?" para que tenga una idea de qué es lo que tienes en mente pueden lograr el cometido

2. Si las indirectas no funcionan, siempre puedes esperar a que tu pareja se acomode en el sofá o la cama para ir a acurrucarte a su lado. Las caricias y besos suavecitos, sobre todo en el cuello y detrás de las orejas, son tan efectivos como la gasolina para prender el fuego de la pasión

3. SMS, Inbox, Mensajes Directos, WhatsApp... tantas maneras de mandar un simple "Te estoy esperando" o "¿Sabes qué se me antoja hacer hoy? Grrrr" (no tienes que usar el grrr si sientes que no va contigo, eh);  porque para muchos es más fácil escribir las cosas que quieren decir que tener que articular las palabras exactas

4. Si tienes a la mano unas velas y puedes poner música, arregla todo para dejar el cuarto en el "mood" perfecto para el amor. Recomendación clásica: cualquier canción de Barry White** dice más que mil miradas lujuriosas

5. No quiero incitar al uso del alcohol, pero hay que reconocer que ayuda a manejar la tensión sexual. Una buena copa de vino o algunas cervezas para relajarse y, quién sabe, tal vez entonces te atrevas a susurrarle en el oído que estás esperando que te lleve a la cama desde que lo viste llegar.

**Sustituye Barry White por cualquier otro músico o banda de su preferencia o date una vuelta por nuestra lista de mejores canciones para un striptease perfecto 

¿Tienes alguna otra sugerencia?

 

powered byDisqus