¡Oh! Una plebeya será reina de Holanda

Podría ser una hermosa historia de amor, pero hasta en el palacio encantado de los Países Bajos se cuecen habas.

La verdad es que este títular es una estupidez, pero no sabía como comenzar a contarles que la argentina Máxima Zorreguieta, ex agente de inversiones en Nueva York y Bruselas, será la próxima reina de Holanda.

Zorreguieta era una mujer profesional y vivía como cualquier chica independiente y soltera en Estados Unidos hasta que conoció a su actual esposo Guillermo Alejandro de Orange-Nassau príncipe de Holanda. Cuento corto; se enamoraron, se casaron el 2002 y tienen tres lindas hijas, igual que una historia de libro para niñas. Hasta ahí todo bien, cumplió el sueño de muchas mujeres de convertirse en princesa, vivir en una palacio, con caballos fina sangre, vestidos vaporosos y todas esas joyas que podrían alimentar a tantos cientos y miles de personas en el mundo.

El asunto es que ahora su suegra, Beatriz de Holanda con 74 años y tras 33 en el trono decidió abdicar para poder vivir su vida con tranquilidad, lejos de tanto protocolo y le sucederá el poder a su hijo mayor, justamente el esposo de Máxima que el 30 de abril de este año será coronada reina junto a Guillermo. Insisto hasta ahí todo bien. Walt Disney se encontraba tranquilo en su tumba hasta que se enteró que la plebeya tiene una familia que poco tiene que ver con sus películas.

Resulta que su padre, Jorge Zorreguieta,  fue acusado de asesinato y desaparición de miles de argentinos en la dictadura del Teniente Gral. Jorge Rafael Videla, sin duda el culpable del recuerdo más sangriento de nuestra nación vecina. La corona holandesa es conocida por su neutralidad frente a los conflictos bélicos y en ambas guerras europeas hicieron lo posible por no intervenir. Sin duda, han sido históricamente una nación pacífica, por lo tanto la familia real recibió con amor a la nueva integrante del núcleo, pero le impidieron la participación de su padre en su matrimonio -a pesar que finalmente el juicio dilucidara que Zorreguieta "no había participado en la toma de decisiones"-.

Ven,  en todas partes se cuecen habas, hasta en el palacio encantado de los Países Bajos.

 

powered byDisqus