Alfombra Roja Oscar 2013: ¿La peor de la historia?

Cuando pensábamos que nada podía ser peor que 'La Gala' de Viña 2013, nos encontramos con una de las peores selecciones de vestuario en toda la historia de los premios de la academia.

El viernes por la noche estábamos espantadas con la alfombra roja de 'La Gala' de Viña 2013, vestidos desproporcionados, colores y telas terribles, entre otros desastres. Cuando pensamos que solo en nuestro país se podía ver una abominación a la moda como esta nos encontramos con la 'Otra Gala' la gringa.

La verdad es que la alfombra roja de los Oscar 2013 dejó mucho de desear, podría decir que incluso si la ponemos a competir con la chilena no estoy segura cuál de las dos ganaría. Todos los años sigo los movimientos de las actrices que caminan por esa felpuda alfombra esperando se la nueva ganadora de la estatuilla más famosa del mundo. Todos los años me sorprenden con su buen gusto y espectaculares combinaciones. Pero este año me han decepcionado. Obviamente, hay quienes acertaron y representaron la elegancia, pero la verdad es que muchas más fueron las que se equivocaron.

Reneé Zellweger que uso un Carolina Herrera me hizo tener taquicardia con su vestido ajustadísimo, dorado pálido, sin forma, parecia una funda de almohada. El vestido parecía sacado de los 90's. Por otro lado tenemos a Helen Hunt que vistió un H&M, que no estaba mal pero si muy arrugado, no puede caminar por esa alfombra roja con esas arrugas, muy mal. Salma Hayek y su Alexander McQueen -discúlpame querido Alexander-. Este es sin duda mi diseñador favorito pero en la actriz mexicana no funcionó para nada el vestido. El cuello alto la hacía ver mucho más baja y su peinado estaba pasado de moda. De verdad me dio tristeza ver como un McQueen se puede ver tan poco sentador. Daryl Hannah después de 28 años aún no supera su complejo de sirena (Splash, 1984) y se pudo un vestido excesivamente decorado con un faldón imposible. parecía un disfraz. Y para terminar, me van a perdonar pero el Prada de Anne Hathaway era terrible. UF! Parecía que era un par de tallas más grande de la suya, el color se mimetizaba con el de su piel, la parte delantera era plana, sin forma. Nunca me ha gustado el estilo de esta actriz, pero esta vez creo que fue la peor de todas. No entiendo por qué siempre usa colores claros, blancos. Debería arriesgarse un poco más, esa imagen de joven adorable, virginal y bondadosa no podrá sostenerla toda la vida.

Pero bueno, no todo fue tan terrible, obviamente, hubo chicas que dieron justo en el clavo con sus outfits. Una de ellas fue la ganadora del Oscar a Mejor actriz, Jennifer Lawrence con un Raf Simons para Dior Alta Costura. Increíble, lamentablemente le hizo una mala jugada al subir a recibir su premio, pero no importa porque se veía espléndida. Olivia Munn se veía soberbia en su vestido rojo Marchesa. Naomi Watts de alto impacto en un brillante Giorgio Armani Privé, increíble. Stacy Keibler altísima en Naeem Khan. Amy Adams fue la más romántica con su Óscar de la Renta. Aunque se parecía mucho al que usó Carrie Bradshaw en el último capítulo de Sex and the City. Jessica Chastain se veía como una diva de los años 20 con un perfecto vestido diseñado por Giorgio Armani.

¿Cuál es su favorita?

MEJOR VESTIDAS:

 

PEOR VESTIDAS:

powered byDisqus