El outfit ideal para viajar en avión

OakleyOriginals

La moda al viajar debe ser práctica pero sin perder el estilo. Aprende con estos consejos.

Los aeropuertos no siempre son outfit friendly: quítese los zapatos y el abrigo y el cinturón, hace frío, mire a la cámara sin sus lentes, vacíe sus bolsillos... ¡uf! Es mejor tener en cuenta todas estas posibilidades antes y elegir el look de viaje ideal.

Viajo mucho: por mi trabajo, no es opcional. Y odio los días de aeropuerto. Las salas de espera son incómodas, el clima en el avión suele variar, la comida de los aviones y yo no somos amigas y lo peor: ponerse y quitarse la ropa en los puestos de seguridad. Pero ya tengo estos elementos que me ayudan a hacerlo más llevadero sin tener que caer en el terrible caso de la señora que viaja en piyama (por favor no lo hagan, repito: por favor no lo hagan). Esto es lo que he aprendido a llevar.

Los jeans son de rigor

Cómodos, versátiles, se pueden ver muy bien si le echas ganas a los zapatos y la parte de arriba. Si hace frío te cubren bien las piernas y además puedes usarlos varias veces en tu viaje sin lavarlos y como pesan un poco más que otras prendas, es mejor que llevarlos en la maleta.

Una camisa de vestir muy clásica

De manga larga de preferencia, por lo del frío en el avión. Si vas a un lugar caluroso te subes las mangas al llegar. Ayuda a vestir más los jeans, probablemente alguien vaya a buscarte al aeropuerto a tu llegada y no quieres ser un desastre, especialmente su se trata de un viaje de negocios. Cuidado que no tenga botones metálicos o accesorios que hagan que te la tengas que quitar en el scanner. Chica lista.

Chamarra de piel

A fuerza. Para empezar, va con todo: desde esos jeans con camisa que traes hasta un vestido de coctel, y si no me crees corre a tu clóset y compruébalo. Amo la mía porque los bolsillos tienen cierres, así que ahí meto teléfono, audífonos, monedas, etcétera y no tengo que vaciar mis bolsillos cada vez: llevo esos cerrados y todo se va cuando me la quito. Además muchas tienen un bolsillo interior en el pecho donde caben perfecto tu pasaporte y tu pase de abordar, y si vas a un lugar frío no es tan estorbosa como traer un abrigo.

Un bolso grande

.
En lugar de un equpaje de mano, olvídate de ese. Lleva un bolso en el que quepan tu libreta, pluma, tableta, laptop si es que la necesitas (yo a los viajes sólo llevo la tableta, no me complico), maquillaje, a lo mejor un sweater, monedero, cepillo de dientes y pasta de un tamaño que te permitan llevar, peine, lentes, aspirinas, un libro... no necesitas nada más, en serio.

Mascada, bufanda, chal o rebozo y sombrero

La primera que sea grande pero de una tela ligera: la puedes usar para taparte si hace frío y es un accesorio muy elegante sin metal. ¿Por qué el sombrero? Porque ya sea para el sol o para el frío, probablemente lo necesites en tu destino y no quieres que se aplaste en tu maleta. Al pasar el scanner te lo quitas, lo volteas y ahí pones la bufanda y lo que traigas en la mano (pasaporte, pase de abordar). Pierdes menos tiempo recogiendo todo de tu charolita si sólo agarras tu sombrero y sigues tu camino.

Procura también llevar zapatos cómodos, cerrados y que puedas usar con calcetines, abrochar tu cinturón de seguridad, tomar unos segundos de tu tiempo para identificar la salida de emergencia más cercana, enderezar tu asiento...

powered byDisqus