Second Love: Un sitio web para encontrar amantes

Según una encuesta, el 98% de los hombres casados tendrían una relación extramatrimonial y en el caso de las mujeres, un 80% se arriesgaría. ¿Tú lo harías?

No es novedad que hay muchos infieles en el mundo. Es por eso que el negocio de Second Love es un éxito. Ésta es un una plataforma de Internet que ofrece la posibilidad de contactarse con personas que tienen una pareja pero que buscan una aventura amorosa.

Fue creada en 2008 en los Países Bajos y luego se expandió por Europa. Actualmente, funciona en España, Portugal, Italia y recientemente también en América Latina, en Argentina, México y Brasil donde tiene más de 100 mil usuarios.

El 80% de los usuarios de Second Love son hombres. Según estudios sociológicos realizados a nivel mundial, esto se debería a que el 98% de los hombres casados tendrían una relación extramatrimonial. Ante esto, el 80% de las mujeres dijo lo mismo.También, más del 45% de los hombres encuestados revelaron que son infieles para probar algo "nuevo y excitante".

¿Cómo funciona? Los usuarios deben registrarse en http://www.secondlove.cl, ingresar sus datos personales, elegir un nombre de usuario y crear un perfil propio para describir quién es y qué busca. De esta manera, luego podrán comenzar a buscar a otras personas afines dentro de la web y recibir mensajes de los interesados.

Second Love ofrece dos tipos de cuentas, una gratuita que permite descubrir las funciones básicas de la red social pero no permite la interacción con otras personas. La segunda, es una cuenta Premium, con la que los usuarios podrán acceder a los perfiles de otros y así entrar en contacto.  Además, el sitio tiene chats y foros, junto con un servicio de mesa de ayuda vía mail que responde las consultas de los usuarios en menos de tres horas.

Por otro lado, gracias al modelo de uso pago, la privacidad de los usuarios de Second Love siempre queda garantizada y además les permite saber que cuando alguien las contacta va “en serio”.

Personalmente, prefiero estar soltera para entrar en este tipo de juego, pero nunca hay que escupir al cielo. Y tú ¿te atreverías a probar Second Love?

 

 

 

powered byDisqus